Dios no juega a los dados

diosysuscanicas

Dios no juega a los dados: son tan cuadrados. Juega a las canicas con unas esferas donde todo confluye, y suele ganarse la partida, aunque a veces se deja perder en las madrugadas de aburrimiento. (Jorge Luis, en una epifanía, bautizó a esas canicas como aleph, y sobre ello hizo un cuento que es todos los cuentos, falso como el aleph que vio.) Es el roce de esas canicas (todas las posibilidades en cada una) en el juego, o su choque, lo que produce lo que los humanos llamamos coincidencias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s